top of page
  • Writer's pictureEl Blog News

El régimen chino rechazó una llamada del Pentágono para esclarecer la incursión del globo espía

El Departamento de Defensa de EEUU reiteró que para Washington es muy importante mantener abiertas las líneas de comunicación entre ambos países para gestionar responsablemente la relación.

El gobierno estadounidense aseguró este martes que el régimen de Xi Jinping rechazó una llamada con las autoridades del país después de que Washington derribase su globo espía.

El Departamento de Defensa de Estados Unidos indicó que solicitó una llamada entre el secretario Lloyd Austin y su homólogo chino, Wei Fenghe, después de que el globo fuera derribado.


“Desgraciadamente, la República Popular China ha declinado nuestra petición”, declaró el portavoz del Pentágono, Patrick Ryder, reiterando que conservan la “importancia de mantener abiertas las líneas de comunicación” entre ambos países “para gestionar responsablemente la relación”.


Por su parte, el encargado de negocios de la Embajada china en Estados Unidos, Xu Xueyuan, presentó una queja ante el Departamento de Estado y el Consejo de Seguridad Nacional de la Casa Blanca por el “ataque con fuerza contra una aeronave civil no tripulada china”.


El diplomático señaló que “la entrada no intencionada de la aeronave es un incidente aislado completamente inesperado causado por fuerza mayor”, según un comunicado de la Embajada, indicando que las autoridades del gigante asiático se pusieron en contacto con la parte estadounidense “pidiendo claramente” un “manejo con calma, profesionalidad y moderación”.

“La parte china expresa una firme oposición y una fuerte protesta contra el uso de la fuerza de la parte estadounidense para atacarla. Instamos a la parte estadounidense a no tomar ninguna medida que pueda escalar y complicar la situación. La parte china se reserva el derecho de dar más respuestas si es necesario”, continúa la misiva.


Durante su discurso del estado de la Unión presentado este martes ante el Congreso de EEUU, Joe Biden, advirtió que si China amenaza a la soberanía de su país, actuará como ya lo ha hecho, en clara alusión al derribo del globo espía chino que sobrevoló el territorio de EE.UU la semana pasada.


“Estoy comprometido a trabajar con China en lo que pueda suponer un avance para los intereses estadounidenses y beneficie al mundo. Pero no se equivoquen: como dejamos claro la semana pasada, si China amenaza nuestra soberanía, actuaremos para proteger nuestro país. Y así lo hicimos”, amenazó Biden.


El mandatario estadounidense aseguró, además, que en su reunión con Xi Jinping, celebrada en Bali el pasado mes de noviembre en paralelo a la cumbre del G20, le dijo que lo que debían buscar entre ellos es “competencia, no conflicto”.

Indicó que no piensa pedir perdón por apostar por esa competencia e “invertir para hacer Estados Unidos fuerte” y apostar por la innovación, por industrias que definirán el futuro y que China trata de dominar.


Defendió además seguir invirtiendo, junto a sus aliados, para proteger las tecnologías avanzadas e impedir que se utilicen contra EEUU, y modernizar las fuerzas armadas para salvaguardar la estabilidad y evitar las agresiones.


Biden consideró que Estados Unidos tiene en este momento “la posición más fuerte en décadas para competir con China o con cualquier otro en el mundo”.Y aunque reiteró su disposición a trabajar con China, insistió en que no permitirá que vulnere la soberanía estadounidense.

2 views0 comments

Comments


bottom of page