top of page
  • El Blog News

La UE, EEUU y países aliados condenaron el veto talibán al acceso de las mujeres a la universidad

Durante los últimos 16 meses que el régimen tomó el poder en Afganistán tras la retirada de las tropas estadounidenses, ha emitido al menos 16 decretos que restringen sus derechos.

Estados Unidos y 11 aliados condenaron este miércoles en un comunicado conjunto el veto de los talibanes al acceso de las mujeres a las universidades de Afganistán y exigieron “frenar inmediatamente” las medidas represivas.


El texto está firmado por los titulares de Exteriores de Estados Unidos, Australia, Canadá, Francia, Alemania, Italia, Japón, Países Bajos, Noruega, España y el Reino Unido, así como de la Unión Europea (UE).


Los firmantes condenaron “enérgicamente” la nueva política de los talibanes de prohibir este pasado martes el ingreso de las mujeres a las universidades, un nuevo paso tras vetar el acceso de las niñas a la escuela secundaria.


“Apoyamos las demandas de las afganas para que se ejerzan los derechos humanos de conformidad con las obligaciones de Afganistán en virtud del derecho internacional. Con esta decisión los talibanes se están aislando aún más de la población afgana y de la comunidad internacional”, advirtieron.


Criticaron que durante los últimos 16 meses el régimen talibán que tomó el poder en Afganistán tras la retirada de las tropas estadounidenses ha emitido al menos 16 decretos que restringen los derechos de las mujeres. Pusieron como ejemplo el veto a trabajar y a usar espacios públicos, así como la obligación de cubrirse de pies a cabeza.


“Estas políticas dejan claro el desprecio de los talibanes por los derechos humanos y las libertades fundamentales del pueblo de Afganistán”, dijeron. Los aliados occidentales subrayaron que Afganistán necesita “urgentemente” la participación de las mujeres en la economía y la sociedad para que el país sea “viable y pacífico”.


“Exigimos a los talibanes que abandonen de inmediato las nuevas medidas opresivas con respecto a la educación universitaria para mujeres”, sentenciaron.


Pese a que prometieron que habían cambiado, los talibanes han repetido el comportamiento de su anterior régimen entre 1996 y 2001, cuando en base a una rígida interpretación del islam y su estricto código social conocido como pastunwali prohibieron la asistencia femenina a las escuelas y recluyeron a las mujeres en el hogar.


El veto


Las estudiantes universitarias de Afganistán fueron rechazadas en los campus el miércoles, después de que el gobierno talibán declarara que se suspendería el acceso de las mujeres a la educación terciaria.


La decisión de prohibir el acceso a las mujeres se anunció el martes por la noche en una carta del Ministerio de Educación Superior a las universidades, provocando la condena de gobiernos extranjeros y de Naciones Unidas.


“Fuimos a la universidad, los talibanes estaban en la puerta y nos dijeron ‘no están autorizadas a entrar en la universidad hasta nuevo aviso’ (...) todo el mundo estaba llorando”, dijo Shaista, estudiante de empresariales en una universidad privada de Kabul.


Un profesor de otra universidad capitalina que no quiso ser identificado dijo que el personal rechazó a las estudiantes en la puerta porque no tenían más remedio que aplicar la orden.

Es probable que la prohibición de estudiar a las mujeres complique los esfuerzos gubernamentales por obtener el reconocimiento internacional y librarse de unas sanciones que están obstaculizando gravemente la economía.


La Misión de Asistencia de la ONU en Afganistán pidió a la administración talibán que revoque “de inmediato” la decisión. También instó a las autoridades a reabrir las escuelas para niñas a partir del sexto curso y a “poner fin a todas las medidas que impiden a las mujeres y las niñas participar plenamente en la vida pública cotidiana”.


Hassiba, estudiante de tercer curso de Ciencias Políticas en Kabul, dijo que estaba estudiando para sus exámenes cuando se enteró del anuncio.


“Es demasiado difícil de aceptar, es increíble, no puedo creer que esté ocurriendo”, afirmó. “Cuando no hay educación para las mujeres en una sociedad, ¿cómo podemos tener esperanza en un futuro brillante?”.

2 views0 comments
bottom of page