top of page
  • Writer's pictureEl Blog News

Mitch McConnell, líder republicano en el Senado de EEUU, volvió a quedarse paralizado

El veterano político protagonizó un episodio similar en julio, donde se quedó en silencio unos 20 segundos y tuvo que ser alejado de las cámaras, antes de volver y de tranquilizar a los presentes afirmando que estaba bien.

El senador estadounidense Mitch McConnell, líder de la minoría republicana en el Senado, se puso de nuevo este miércoles en el punto de mira por volver a quedarse paralizado durante una conferencia de prensa.


McConnell, de 81 años, habló con los medios en la Cámara de Comercio de Covington, en el estado de Kentucky, al que representa en la Cámara Alta.


Cuando un periodista le preguntó por sus planes para presentarse a la reelección en 2026, el legislador le pidió que repitiera la pregunta y posteriormente, tras la aclaración del reportero, se quedó paralizado, mirando al frente, durante cerca de 30 segundos.


En ese tiempo una ayudante se acercó a la tarima para comentarle si había escuchado la pregunta y ante la falta de respuesta solicitó a los medios que lo excusaran un momento y llamó a otro compañero para que acudiera junto a él y se asegurara de que todo estaba bien.


Su oficina dijo después que McConnell se sentía “momentáneamente mareado” y que vería a un médico antes de su próximo evento. De manera similar, después de un episodio similar en julio, sus asistentes dijeron que el senador se sentía mareado.


Preguntada sobre este incidente durante una rueda de prensa, la portavoz de la Casa Blanca, Karine Jean-Pierre, compartió los deseos del presidente estadounidense, Joe Biden, de que McConnell, a quien el mandatario conoce bien debido a sus 24 años juntos en el Senado, se recupere pronto.


Claramente, le deseamos lo mejor y una pronta recuperación. Han trabajado juntos y se conocen desde hace tiempo”, expresó.


McConnell había protagonizado un episodio similar en el Senado en Washington en julio, donde se quedó en silencio unos 20 segundos y tuvo que ser alejado de las cámaras, antes de volver y de tranquilizar a los presentes afirmando que estaba bien.


Poco después la prensa publicó que dos semanas antes se había caído al bajarse de un avión. El veterano político tuvo que ser hospitalizado en marzo por una contusión cerebral y la fractura de una costilla que sufrió por una caída durante la celebración de un evento que tuvo lugar en un hotel de la capital estadounidense.


McConnell tuvo polio cuando era niño y desde hace tiempo reconoce algunas dificultades para subir escaleras. Además de su caída en marzo, también tropezó y cayó hace cuatro años en su casa en Kentucky, provocando una fractura de hombro que requirió cirugía.


Es el legislador que ha sido durante más tiempo el líder de los republicanos en el Senado, desde 2007, y ha impulsado temas prioritarios para su partido, como lograr una amplia mayoría de jueces conservadores en el Tribunal Supremo o aprobar la reforma fiscal del expresidente Donald Trump (2017-2021).


McConnell y Trump se distanciaron en diciembre de 2020, poco después de las presidenciales del mes anterior en las que Biden derrotó al entonces presidente, tras el reconocimiento por parte del senador de la victoria del demócrata.


El incidente este miércoles subraya el desafío que supone el liderazgo de avanzada edad para el Congreso de Estados Unidos. Tres senadores en ejercicio son mayores que McConnell, entre ellos el republicano Chuck Grassley, de 89 años, y la demócrata Dianne Feinstein, de 90. Otras dos docenas de legisladores tienen 70 años o más.


La edad también es un tema central en la próxima disputa presidencial de 2024: el actual mandatario, Joe Biden, tiene 80 años, mientras que el principal candidato republicano, Donald Trump, tiene 77.

3 views0 comments

Comments


bottom of page