• El Blog News

Una mujer muere tras ser disparada por su propio bebé durante una videoconferencia de trabajo.

Las autoridades fueron avisadas de lo ocurrido por uno de participantes de la videollamada, quien dijo que la mujer se desplomó de espaldas tras escucharse un fuerte ruido.


Facebook / Shamaya Lynn

Shamaya Lynn, una mujer de 21 años de Florida (EE.UU.) falleció el pasado 11 de agosto luego de recibir un disparo a la cabeza durante una videollamada de trabajo por Zoom, informó el Departamento de Policía de Altamonte Springs.


La persona que apretó el gatillo fue el propio bebé de Lynn, quien habría encontrado "una pistola cargada que un adulto dejó sin asegurar en el apartamento".


Las autoridades fueron avisadas de lo ocurrido por uno de los colegas de Lynn, quien contó que durante la videollamada se pudo ver a un bebé andando detrás de la mujer y que esta se desplomó de espaldas tras escucharse un fuerte ruido.


"Los oficiales y paramédicos hicieron todo lo posible para ayudar a la Sra. Lynn, pero la encontraron con una herida de bala fatal en la cabeza", se especifica en el comunicado.

Según reporta el medio WESH, el arma pertenecía al padre del bebé.


En estos momentos, los detectives están trabajando con la Oficina del Fiscal del Condado de Seminole para determinar si el propietario del arma enfrentará cargos penales.

3 views0 comments