top of page
  • Writer's pictureEl Blog News

Ex director de la morgue de la Universidad de Harvard fue acusado de robar y vender restos humanos

Cedric Lodge está siendo investigado junto a su esposa y otras tres personas, sospechosas de integrar una red que comercializó estas piezas de manera ilegal durante años.

El ahora ex director de la morgue de la Escuela de Medicina de la prestigiosa Universidad de Harvard está siendo investigado junto a su esposa y al menos otras tres personas por robar y vender restos humanos.


La Fiscalía del estado de Pensilvania, en Estados Unidos, confirmó la acusación contra Cedric Lodge -de 55 años-, su pareja Denise -de 63-, Katrina Maclean -de 44 años-, Joshua Taylor -de 46- y Matthew Lampi -de 52- por asociación delictuosa y transporte interestatal de bienes robados.


La investigación inicial sugiere que Lodge hizo uso -entre 2018 y principios de este año- de su libre acceso a la morgue universitaria para robar partes diseccionadas de los cadáveres que habían sido donados a la institución, que desconocía esta situación y en ningún momento autorizó ninguna de estas maniobras.


Los documentos presentados ante la corte señalan que Lodge tomó en reiteradas oportunidades restos como cabezas, cerebros, piel y huesos y los llevó a su casa en Goffstown, Nueva Hampshire, mientras que, otras veces, las envió por correo a los compradores.


También, “permitía a Maclean y Taylor entrar a la morgue y examinar los cadáveres para elegir qué comprar” y ellos luego revendían las partes, precisan los papeles.


Inclusive, una de las acusaciones sostiene puntualmente que Maclean envió piel humana a Taylor para que la “curtiera” para hacer cuero, según pudo saber el diario Boston Globe.


“Algunos delitos desafían el entendimiento”, comentó el fiscal Gerard Karam, quien sumó que “es tremendamente atroz considerando que las víctimas se ofrecieron voluntariamente para educar a profesionales de la medicina y promover la ciencia y la curación”.


Los cadáveres donados a la Escuela de Medicina de Harvard son utilizados únicamente con fines educativos, docentes y de investigación y, una vez que ya no son requeridos, se los crema y las cenizas son devueltas a la familia o son enterradas en un cementerio.


Es por ello que desde la institución lamentaron lo ocurrido y calificaron los hechos como “una abominable traición”. En un comunicado publicado en el sitio web, los decanos George Daley y Edward Hundert declararon que “estamos consternados al enterarnos que algo tan inquietante haya podido ocurrir en nuestro campus, una comunidad dedicada a curar y servir a los demás”.


“Los incidentes denunciados son una traición a la facultad y, lo que es más importante, a cada una de las personas que de forma altruista eligieron donar sus cuerpos a través del Programa de Donaciones Anatómicas para avanzar en la educación médica y la investigación”, concluye el escrito y señala que la Universidad está cooperando con la Policía para resolver el caso y que Lodge fue separado de sus funciones el pasado 6 de mayo.


De momento, los fiscales creen que los implicados formaban parte de una red nacional de personas que compraban y vendían los restos de Harvard y de otra morgue en Arkansas. En ésta última, se habría tratado de los cadáveres de dos bebés recién nacidos que debían ser incinerados y devueltos a sus familias.


Se cree que los contactos se establecieron por teléfono y mediante redes sociales y algunas transacciones habrían superado los USD 100.000.

2 views0 comments

Comments


bottom of page